services

Estudio del sueño en la clínica monitoreado por un técnico en medicina del sueño, este estudio también se conoce como Polisomnografía (PSG).

Es el estudio más completo, con éste se pueden diagnosticar alrededor de 60 desordenes del sueño siendo los más comunes la apnea obstructiva del sueño, narcolepsia, insomnio y piernas inquietas.

También puede realizarse una Polisomnografía si ya ha sido diagnosticado con un trastorno del sueño, por lo que podemos crear o ajustar su plan de tratamiento.

Durante el estudio, evaluamos sus etapas de sueño mediante el registro de las ondas cerebrales (EEG), los movimientos oculares (EOG) y el tono muscular (EMG). También examinamos cuidadosamente su respiración durante toda la noche midiendo el flujo de aire, esfuerzo respiratorio, la saturación de oxígeno y el ronquido. Los movimientos de las piernas y la frecuencia cardíaca (ECG) también son monitoreados para proporcionar una evaluación completa de su sueño.

Obtener todos estos datos requiere que el técnico del sueño le aplique numerosos sensores antes de irse a dormir. El procedimiento de configuración es bastante complejo y por lo general dura unos 40-60 minutos. Esto incluye sensores que se aplican en el cuero cabelludo, la cara, la garganta, el pecho, los dedos y las piernas.
Existen tres tipos de estudios del sueño:

  • Diagnóstico: Este estudio mide su sueño sin ninguna intervención. Suele usarse para diagnosticar o descartar algun trastorno del sueño.
  • Evaluación con presión continua positiva de aire (CPAP): Durante un estudio CPAP, el técnico ajusta la configuración de la máquina de CPAP para determinar la presión de aire necesaria para eliminar los problemas de respiración y ronquido y normalizar su respiración.
  • Estudio Split: Es una combinación de un estudio de valoración diagnóstica y tratamiento CPAP. La primera mitad de la noche se utiliza para diagnosticar el sindrome de apnea obstructiva del sueño, luego se realiza el tratamiento CPAP por el resto de la noche ajustando la presión hasta que la respiración se ha normalizado.
Facebook
LinkedIn
Instagram